• Núria Estapé, science journalist

    La microbiota o ai???floraai??? de la piel

    31 ago Le microbiote ou la Ai?? flore Ai?? de la peau

    Nuestra piel es un sistema ecolA?gico en equilibrio. Miles de millones de bacterias, virus, hongos y A?caros la colonizaron en los albores de la evoluciA?n de los homAi??nidos y desde entonces muchas especies de microorganismos conviven en simbiosis con las cAi??lulas de nuestro manto cutA?neo. Los esfuerzos de la ciencia por conocer a nuestros colonizadores han desvelado su importancia fundamental para la salud de la piel. Ayudar a mantener el equilibrio entre todos estos microorganismos es la forma mA?s natural de tener una piel sana.

    Ai??

    Aunque resulte difAi??cil imaginarlo, sA?lo un 10% de las cAi??lulas de la piel, intestinos y mucosas del cuerpo son humanas. La mayorAi??a son cAi??lulas de organismos microscA?picos que pertenecen a la microbiota, el conjunto de todos los microbios forA?neos que habitan en nuestro cuerpo, sobre todo en el sistema digestivo y en la piel. Por ejemplo, cada centAi??metro cuadrado de piel humana contiene alrededor de un millA?n de microorganismos de unas cien especies distintas. Todos ellos forman la microbiota de la piel (tradicionalmente llamada ai???floraai??? cutA?nea). Se trata de un ecosistema complejo, comparable a cualquier otro del manto terrestre. Hoy sabemos que nuestra piel ha hospedado a estos microorganismos a lo largo de miles de aAi??os de evoluciA?n y que la uniA?n entre nuestras propias cAi??lulas cutA?neas y estos diminutos invitados ayuda a que la piel lleve a cabo su funciA?n principal: servir de barrera fAi??sica protectora.

    Ai??

    La microbiota contribuye a mantener el pH de la piel ligeramente A?cido, entre 4,5 y 5. En este ambiente los microorganismos sobreviven todos en continuo equilibrio y ai??i??en circunstancias normalesai??i?? unas especies no destruyen a las otras. AsAi?? se mantiene la piel sana y sin alteraciones y puede defendernos continuamente de las agresiones del exterior.

    Ai??

    A?Quien habita nuestra piel?

    El proyecto microbioma humano trata de averiguar los nombres y apellidos de los microorganismos que viven en nuestro organismo mediante su secuenciaciA?n genAi??tica, es decir, su ADN. Los investigadores pretenden llegar a comprender cA?mo intervienen estos microorganismos en la biologAi??a humana.

    Ai??

    Sobre nuestra piel ai??i??que en total tiene cerca de dos metros cuadrados de superficieai??i??, las distintas especies de estos diminutos colonizadores muestran preferencia por A?reas determinadas, segA?n sean la humedad, la salinidad, la temperatura, la acidez (el pH), el sudor y el contenido en sebo (grasa). El lugar de la piel en el que cada especie se instala se convierte en su hA?bitat.

    Ai??

    Por ejemplo, varias especies de estafilococos y las corinebacterias prefieren colonizar zonas hA?medas y a menudo ocluidas, como las axilas, las ingles, la parte interna del codo, detrA?s de las rodillas o entre los dedos de los pies. En cambio las propionibacterias se instalan en A?reas sebA?ceas (donde la piel libera mA?s grasa), como la frente, la espalda o detrA?s de las orejas.

    Ai??

    TambiAi??n hongos y A?caros

    AdemA?s de microorganismos simples como bacterias y virus, en la piel viven otros mA?s complejos, como hongos y A?caros. Hay unas ochenta especies de hongos, en principio inocuos. No obstante, si por alguna razA?n uno de ellos prolifera puede causar problemas; el Malassezia, por ejemplo, desencadena los sAi??ntomas de la caspa en el cuero cabelludo.

    Ai??

    TambiAi??n viven en la epidermis, especialmente en las raAi??ces del pelo (folAi??culos pilosos) de la cara, unos diminutos artrA?podos llamados Demodex folliculorum. Se alimentan de piel muerta y son inofensivos. Pero si se altera el equilibrio de estos A?caros pueden aparecer distintas complicaciones (foliculitis, rosA?cea, conjuntivitis, etc.).

    Ai??Ai??Ai??Ai??Ai??Ai??Ai??Ai??

    La microbiota va por zonas

    Las zonas mA?s secas de la piel, como los antebrazos, las nalgas y algunas partes de las manos son el hA?bitat de mayor variedad de especies. Hongos y virus conviven con bacterias, entre las cuales se encuentran las actinobacterias, las proteobacterias y las endobacterias (firmicutes). En cambio, en las zonas mA?s hA?medas o en las mA?s grasas hay menor variedad de especies pero mA?s cantidad de individuos. AdemA?s, algunos de estos microorganismos son transeA?ntes, es decir que pasan una temporada en una A?rea de la piel y luego emigran a otro lugar.

    Ai??

    Alteraciones de la salud de la piel

    AsAi?? pues, la microbiota cutA?nea ha desarrollado una uniA?n estrecha y colaboradora con las cAi??lulas de nuestra piel. Los expertos dicen incluso que cuando la piel se expone a poca variedad de microorganismos del entorno el sistema inmunitario se debilita o pierde su equilibrio. Al parecer, las sociedades postindustriales, con sus hA?bitos de higiene personal excesiva, no han hecho mA?s que deteriorar la relaciA?n simbiA?tica de nuestra piel con la flora microbiana.

    Ai??

    En los A?ltimos aAi??os se han triplicado los casos de enfermedades inflamatorias de la piel, como las dermatitis atA?picas o eczemas, en los paAi??ses industrializados. En la actualidad ya no se pone en duda que los estilos de vida modernos empobrecen nuestra microbiota y desencadenan este tipo de alteraciones alAi??rgicas o inflamatorias crA?nicas de la piel.

    Ai??

    A?Higiene con bacterias?

    Lavarse con un preparado rico en bacterias ha sido el A?ltimo invento en el mundo de los cuidados de la piel. La idea fue de un emprendedor americano que se preguntA? por quAi?? su caballo se revolcaba en la tierra hA?meda y sucia del establo. Impregnar piel y pelo con microorganismos es lo que hacen muchos mamAi??feros como mAi??todo de higiene. AsAi?? que este biotecnA?logo americano, inspirado en la naturaleza, desarrollA? un preparado a base de nitrosomas eutrA?ficas, un tipo de bacterias habituales en la piel.

    Ai??

    En un estudio preliminar realizado recientemente, 26 voluntarios sanos se lavaron A?nicamente con este preparado durante un mes. Al parecer los resultados no son todavAi??a cuantificables para extraer conclusiones. Pero es probable que pronto progrese el sector cosmAi??tico basado en productos ricos en microbiota o en activos que la enriquezcan (probiA?ticos). Los jabones y geles del futuro no ai???lucharA?n contra la suciedadai??? de la piel, sino que ai???equilibrarA?n nuestras colonias de residentesai???.

Autores

+más

Categorías

­