• Laura Chaparro, science journalist

    Del campo de batalla a la toalla

    20 may

    Una joven tomando el sol en una playa paradisAi??aca. Un soldado norteamericano destinado en las costas del PacAi??fico durante la Segunda Guerra Mundial. Aparentemente no tienen nada en comA?n, pero comparten algo: la fotoprotecciA?n solar.

     

    El conflicto bAi??lico supuso el principio de la industria de los protectores solares. Estados Unidos recomendA? a sus militares que utilizaran petrolato rojo, o ai???red vet petai??i?? (ai???red veterinary petrolatumai??i??), un bloqueador solar, para proteger su piel tras las duras jornadas que vivAi??an a diario. TambiAi??n los soldados que luchaban en A?frica o Filipinas usaban aceite de parafina rojo, el primer protector solar de la historia, derivado del petrA?leo. Las fuerzas aAi??reas de Estados Unidos lo repartAi??an entre sus aviadores por si eran derribados en territorios tropicales, sin sombras bajo las que guarecerse. Leer Más

  • Laura Chaparro, science journalist

    Vitamina D: A?Hay que tomar suplementos?

    3 mar

    El sol es fuente de vida. Por ejemplo, los rayos ultravioleta que llegan a nuestra piel ayudan al organismo a sintetizar la vitamina D. Sin embargo, muchas personas, probablemente a causa de falta de horas de exposiciA?n al sol, registran niveles bajos de esta sustancia y se plantean tomar suplementos vitamAi??nicos. Los cientAi??ficos no se ponen de acuerdo. A?Suplementos sAi?? o no? El debate sigue abierto.

     

    La vitamina D influye en la salud de nuestra piel sin que nos demos cuenta. Por ejemplo, con niveles adecuados de esta sustancia nuestro sistema inmune se refuerza y asAi?? tenemos menos riesgo de sufrir acnAi??. Pero no solo eso. En ciertos casos de erupciA?n cutA?nea, los rayos solares que facilitan la producciA?n de esta vitamina consiguen reducir los sAi??ntomas, algo que tambiAi??n ocurre con los eczemas y la psoriasis. Leer Más

  • Laura Chaparro, science journalist

    A?Cuidado con los piercings!

    15 feb

    Ai??

    Los piercings estA?n de moda entre la juventud. Hoy en dAi??a se practican orificios que atraviesan la piel en cualquier parte del cuerpo ai??i??boca, orejas, ombligo, pezones, genitalesai??i?? porque asAi?? lo marca la estAi??tica. Pero las estadAi??sticas mAi??dicas muestran que atravesar nuestra capa protectora conlleva en muchos casos complicaciones para la salud.

    Ai??

    En la actualidad los piercings se han convertido en un elemento mA?s de la imagen personal. Como signo de rebeldAi??a, de diferenciaciA?n o por cuestiones estAi??ticas, los jA?venes de los paAi??ses occidentales apuestan por esta prA?ctica y a menudo la combinan con la impresiA?n de tatuajes en sus cuerpos. Sin embargo, perforarse la piel entraAi??a unos riesgos a corto y medio plazo que no siempre conoce el usuario. Leer Más

  • Laura Chaparro, science journalist

    La flora de la piel, nuestro escudo protector

    4 feb

    ii???La flora de la piel estA? constituida por millones de bacterias que conviven en armonAi??a con nosotros. Gracias a ellas tenemos un escudo que nos protege. La flora garantiza que nuestra piel se mantenga sana y con buen aspecto y nos evita infecciones.

    Ai??

    Cuando escuchamos la palabra ai???bacteriaai??i?? pensamos en microorganismos perjudiciales que son los responsables de diferentes tipos de infecciones que hemos sufrido alguna vez. Y aunque es cierto que estas alteraciones cutA?neas se producen, son la excepciA?n. Las bacterias y hongos que se alojan en nuestra piel desarrollan funciones muy positivas y constituyen nuestra flora microbiana normal. AdemA?s de autorregularse para contribuir al equilibro del organismo, la flora interviene en la defensa contra las infecciones, contribuye en la degradaciA?n de los lAi??pidos de la superficie cutA?nea favoreciendo la funciA?n barrera de la piel y es responsable del olor natural de nuestro cuerpo, al degradar los componentes del sudor. Leer Más

Autores

+más

Categorías

­